Retrato de un joven Luis I (1707-1724)

Sus coetáneos nos cuentan que fue alto, delgado y delicado, de bonitos cabellos rubios y rostro simpático. De sus cartas y escritos adivinamos un joven resignado, conocedor y humilde sabedor de la ardua tarea de gobernar, pero que finalmente acabaría aceptando la voluntad de su padre, primer Borbón que reinó en España.

En plena Guerra de Sucesión Española y pocos días después del asedio de Tolón, nacía en Madrid el 25 de Agosto de 1707 Luis Felipe de Borbón. Hijo primogénito del rey Felipe V y María Luisa Gabriela de Saboya. Dos años después sería jurado como príncipe de Asturias en las Cortes reunidas en el monasterio de San Jerónimo de Madrid.

El retrato del joven príncipe, actualmente expuesto en uno de los salones de la fundación, es una de las obras menos conocidas del que será el rey más breve de la historia de España. El estilo corresponde al recién estrenado influjo francés en la corte madrileña, Michel-Ange Houasse fue el pintor encargado de retratar al príncipe, retratista oficial hasta que fue reemplazado por Jean Ranc. Destacar otra de las obras de Houasse, donde también se retrata al futuro Luis I, pero algunos años mayor, hoy conservado en el Museo del Prado.

Como joya lleva el Toison de oro, destacando su pertenencia a una de las órdenes de caballería más prestigiosas y antiguas de Europa. Se representa el vellocino de oro, en referencia a la leyenda de Jasón en la nave Argo

De la infancia del joven príncipe conocemos que su madre murió cuando él sólo tenía seis años. Su padre volvió a casar al poco tiempo, con Isabel Farnesio, princesa de Parma. Entre el príncipe y su madrastra hubo una relación de conveniencia, como relata el duque de Saint-Simon, quien dice que “con la reina y los hijos de ésta tiene más aparente acuerdo que verdadero afecto”

A los quince años contrae matrimonio con Luisa Isabel de Orleáns, hija del regente de Francia Felipe de Orleáns. Sin lugar a dudas sería uno de sus mayores tormentos, la salud mental de su esposa era el mayor espectáculo de la corte. Practicaba el exhibicionismo jugando desnuda en los jardines de palacio y que con frecuencia descuidaba su aseo personal, que rechazaba tocar la comida en la mesa, pero que a escondidas era glotona hasta tal punto de engullir todo lo que encontraba a su paso.

El 10 de enero de 1724, el rey Felipe V firmó un decreto por el que abdicaba y dejaba el trono en manos de nuestro protagonista de 17 años, que en un primer momento se muestra reticente y advierte que no está preparado, pero acabará asumiendo el trono.

En pocos meses la salud de Luis I se deteriora, comienza sentirse mal y se le diagnostica viruela. Tras diez días de agonía, en los cuales su enajenada esposa no se separó de su lado, Luis I muere. Es el 31 de agosto de 1724, apenas seis meses después de su nombramiento como rey de España. Un reinado efímero, que dio paso a la vuelta de su padre, el rey Felipe V.

Sobre el autor:

Miguel Ángel Houasse nace en París en 1680, estudió el oficio junto a su padre, Antoine Houasse a quien acompañó en su viaje a Italia, donde permanecieron entre 1699 y 1704. En1707 ingresó como miembro en la Academia Real de París y en 1710 fue nombrado pintor ordinario de Luis XIV de Francia hasta que en 1715 fue llamado a la corte de Madrid por Felipe V.

Al dejar la Corte, Houasse se volcó en otros géneros, es recordado por escenas de corte mitológico y campestre, influidas por el barroco flamenco, pero también produjo algunas obras religiosas.

Para saber más: https://www.museodelprado.es/aprende/enciclopedia/voz/houasse-michel-ange/c49ceeee-c92f-4e1b-b947-0e0509e8d6a5

#PinturadelXVIII #LuisI #FelipeV #MichelAngeHouasse

Recent Posts
Archive